Reseña: La redención de Gabriel

04 febrero 2014

La redención de Gabriel
Autor: Sylvain Reynard           Género: R. Contemporáneo
Editorial: Esencia                       Serie: 3º- Gabriel

El profesor Gabriel Emerson ha dejado su plaza en la Universidad de Toronto para iniciar una nueva vida junto a su amada Julianne. Está seguro de que juntos podrán enfrentarse a cualquier desafío, incluso a su deseo de ser padre.

Pero el programa de doctorado de la joven pondrá a prueba los planes de Gabriel, ya que la dura vida de estudiante le roba demasiado tiempo. Cuando Julianne recibe el honor de dar una conferencia en Oxford, éste se muestra reacio, pues ambos tienen opiniones encontradas sobre la materia. Para complicar un poco más la relación, aparecen varios personajes del pasado empeñados en humillar a Julia y en sacar a la luz uno de los secretos más oscuros de Gabriel.
Obligado una vez más a luchar contra sus propios demonios, éste iniciará una cruzada en busca de sus padres biológicos, lo que desencadenará una serie de acontecimientos que repercutirán en ambos y en los anhelos del profesor por formar una familia.
Llega un momento en el que te tienes que separar de unos personajes, tienes que dejarlos libres, continuar con su historia sin tus curiosos ojos sobre ellos. Esto es lo que me ha pasado a mí con Gabriel y Julia, especialmente con el Profesor. La redención de Gabriel ha puesto el punto y final a su historia, y es inevitable sentir algo de pena y tristeza, melancolía por las maravillosas horas que me ha proporcionado la lectura de los tres libros, cada uno diferente, pero siempre con la misma esencia y con un claro mensaje tras ellos, y que ahora podré releer pero no descubrir por primera vez.

Reconozco que en un principio desconfié de la necesidad de este tercer libro, me parecía que el segundo había cerrado muy bien la historia de esta inolvidable pareja y temía encontrarme con un epílogo extendido, un libro falto de argumento. Afortunadamente, no ha sido así. Dado que los personajes han evolucionado, y con ellos sus situaciones, el autor nos presenta unos problemas conectados con el momento de la pareja. Julia está estudiando un largo programa de doctorado en Harvard, sueña con convertirse en profesora, y Gabriel imparte clases, escribe un libro y vela por su matrimonio. Sus primeros meses como marido y mujer han sido un sueño, pero pronto surgirán motivos de fricción entre la pareja, algunos relacionados con su pasado, ese que parece no dejar nunca libre a nuestro Profesor, y otros con el futuro, especialmente los exigentes estudios de Julia y el deseo de Gabriel de ser padre.

Los pecados de Gabriel siguen pasándole factura, el sacrificio y la penitencia que realizó en el anterior libro no han servido para curar su alma; el perdón y la redención son difíciles de alcanzar, y Gabriel lo sabe. La llama de la esperanza habita en él gracias a Julia, que es su pilar, su ancla, y que con sus virtudes han conseguido inculcar a este hombre, que se juzga con demasiada dureza, la fe y la esperanza, la creencia, intermitente en demasiadas ocasiones, de que merece ser feliz, de que puede dejar su pasado atrás, que no olvidarlo, y ser feliz junto a ella. La religión y la vida espiritual vuelven a tener un peso fundamental en esta historia, en la que, de nuevo, nos encontramos con unos personajes genialmente retratados, cuya evolución es palpable en cada página. El estirado profesor me ha conquistado más que nunca, aunque también me ha robado más de un sonrisa (y no solo cuando pierde la pajarita practicando sexo museístico). La ternura, la generosidad y la adoración que siente hacia Julia son dignas de ver y de envidiar. En más de una ocasión me ha hecho derretirme, tiene gestos y palabras capaces de ablandar hasta el corazón más duro. Ahora bien, el Profesor es quien es, lo que significa que su carácter sigue estando ahí, con todas sus cosas buenas y no tan buena. En cuanto a Julia, nos encontramos con una mujer madura, que ha aprendido a quererse y a valorarse, aunque sigue teniendo un punto de inseguridad. Sigue siendo esa mujer tranquila y pacífica, generosa y sencilla, pero más fuerte.

La trama está bien hilada, con sentido, y aunque el autor no innova, profundiza en temas tratados en los anteriores libros, ofreciendo un sentido más amplio al camino emprendido por Gabriel y dándole mayor profundidad a sus conflictos. Como ha he dicho en más de una ocasión, esta no es una trilogía erótica, pero las escenas de sexo son muy importantes para la pareja, pues son la culminación de su amor. Resulta intensas, repletas de sensaciones, tiernas, con significado, preciosas, románticas…

La pluma de Reynard resulta pulida, elegante, sensible y profunda, como la misma historia. El sentido del humor del narrador le aporta un toque divertido a la historia, que es una lectura muy romántica, lenta, dulce, profunda, de las que disfrutas palabra a palabra y de las que vuelves a leer. Porque la historia de Gabriel y Julia no es solo una inolvidable historia de amor, es también una lección de vida, un canto a la redención y a la importancia de la fe y esperanza.

Gracias a Sylvain Reynard por escribir esta inolvidable historia, y vosotros, ¿a qué estáis esperando para comenzar con ella?

9 comentarios :

  1. Tengo pendiente el primero de la trilogía, pero por el momento creo que esperará..

    ResponderEliminar
  2. Yo estoy deseando de leer esta tercera parte de la trilogia, los anteriores me gustaron asi que espero que no me decepcione ^^

    Un beso!

    ResponderEliminar
  3. Se que la voy a dejar coja la historia, pero me quede en el segundo.....me alegro q hayas disfrutando de ella!

    Un besito

    ResponderEliminar
  4. Ays... qué ganas tengo de leerla!! :D Las dos anteriores me gustaron muchísimooo :D

    ResponderEliminar
  5. ¡Tengo muchas ganas de leerlo! El primero me ha encantado, el segundo no tanto. ¡A ver qué me depara este tercero! Un besote :)

    ResponderEliminar
  6. Lo leí y la verdad que a mí me pareció demasiado extenso para lo poco que cuenta y debo decir que la trama me pareció muy machista. Pero sacando eso, siempre es un lujo leer un libro tan bien escrito y con personajes tan llenos de espiritualidad y amor y es por eso que debe ser una de las trilogías más consistentes que he leído, aunque el libro uno sigue siendo mi favorito.

    Nos leemos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Puede que tenga pasajes muy machistas, pero también lo veo como una realidad ya que aún hay personas que piensan que si una mujer tiene éxito es porque se ha acostado con medio mundo para llegar a donde está.

      Eliminar
  7. Vivo el presente a Full, el futuro sera siempre un misterio para todos; La redención a menos que un ser superior se apiade de nosotros.Jà esta aqui en la tierra elsuperhombre de Niezsche,es el mismo Dios Mesianico le encanta el incesto,la pedofilia.! Trankilos que se acabaran solamente los tarados sin fe! jajaja chiaooooo; add skype elgatocepeda1

    ResponderEliminar
  8. Me ha gustado tu reseña. Es mi tirlogía favorita, ya me he leído los libros mas de tres veces y cada vez que los leo descubro una enseñanza y emociones nuevas. Creo que sacar una tercera parte fue una buena decisión, ya que aunque en el éxtasis de Gabriel no quedaron muchos cabos sueltos, también siento que Julia y Gabriel no se habían quitado del todo su pasado, Gabriel seguía pensando que no merecía a Julia y ella por su parte seguía sintiendose un ser inferior a él. Este libro fue un buen cierre.

    ResponderEliminar